Home España Rajoy declarará en el juicio del ‘procés’ si lo pide la defensa de los acusados
España - 1 semana ago

Rajoy declarará en el juicio del ‘procés’ si lo pide la defensa de los acusados

La sala del Supremo quiere ser garantista para evitar la indefensión y el juicio comenzará a finales de enero y tendrá tres sesiones semanales

El tribunal que juzgará el 'procés' independentista catalán no tiene intención de vetar la citación como testigo del expresidente Mariano Rajoy en la vista oral contra los 12 líderes soberanistas, si, como es previsible, las defensas lo piden cuando presenten en el Supemo sus escritos con la petición de prueba.

Fuentes jurídicas señalaron ayer que se dará vía libre a la declaración como testigo de Rajoy, la exvicepresidenta del Gobierno Soraya Saénz de Santamaría o el exministro de Hacienda Cristóbal Montoro si los abogados de los acusados por un delito de rebelión lo reclaman.

Los tres tuvieron un papel central durante el 'procés', bien en la fracasada operación diálogo, caso de sáenz de Santamaría, o como fiscalizador de las cuentas de la administración catalana antes de la aplicación del artículo 155 de la Constitución (intervención de la autonomía), en el caso de Montoro. Basta recordar, además, que el expresidente del Gobierno envió una carta a su homólogo de la Generalitat Carles Puigdemont en la que le preguntaba si había o no declarado la independencia de Cataluña. Una misiva que fue respondida por el procesado en rebeldía: «Pides diálogo y te responden poniendo el 155 sobre la mesa. Entendido», escribió el 11 de octubre de 2017 en su perfil de redes sociales.

El tribunal que juzgará el 'procés' pretende así acceder a estas peticiones para ser lo más garantista posible y que no haya un ápice de sospecha sobre la vulneración de derechos de defensa o la posible indefensión que pueden plantear los ahora acusados, en caso de ser condenados, ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, según explicaron las citadas fuentes.

Es por ello que desde la sala consideran que, en caso de que las defensas lo soliciten, existen motivos y base suficiente para citarles porque todos ellos tuvieron un papel que, de hecho, aparece ya en el relato que contienen los escrito de acusación de la Fiscalía, de la Abogacía del Estado y del partido Vox, que ya ha pedido estas testificales.

La intención del tribunal es ser lo más garantista posible con la petición de prueba y los testigos que se soliciten. Aunque el número podría rondar el millar, la sala cuenta con que las defensas y acusaciones vayan renunciando a muchos de ellos conforme se desarrolle la vista oral, bien porque los consideren innecesarios o para evitar repeticiones respecto de otros testigos.

Cronología de la vista oral

En cualquier caso, habrá que esperar al lunes 14 de enero, fecha límite para presentar los escritos de las defensas, para conocer las testificales que plantearán. Una vez que se presenten, el tribunal deberá resolver las peticiones y fijar la fecha de inicio del juicio que, según las mismas fuentes, está previsto que comience la última semana de enero o la primera de febrero.

Respecto a la logística, el presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes, señaló en una conversación con periodistas que el juicio se celebrará de martes a jueves en sesiones de mañana y tarde, con lunes y viernes libres para que los magistrados puedan continuar con el normal funcionamiento de la institución y atender otros asuntos.

Para ello se trazará un cronograma del desarrollo de la vista oral que pretenden que sea flexible, de manera que si en una semana está previsto que declaren 15 testigos y llegado el jueves no han terminado, se pueda habilitar el viernes.

Lesmes precisó que el juicio comenzará con unos días de cuestiones previas, tras lo cual empezarán los interrogatorios a los acusados, que podrían ser en catalán siempre y cuando lo soliciten, y así lo acuerde el tribunal. Sobre esto, recordó que los acusados siempre tuvieron a disposición un traductor para sus declaraciones en la fase de instrucción que no emplearon y que, aunque es algo que las defensas pueden solicitar, eso ralentizaría un poco el juicio.

Eso sí, según las citadas fuentes, los acusados deberán estar presentes en todas y cada una de las sesiones y no podrán ausentarse, salvo motivo de fuerza mayor. El juicio puede estar visto para sentencia antes de Semana Santa y la sentencia, antes de las vacaciones de agosto.

Más información:


  • Quim Torra rebaja el tono y evita desobedecer al Tribunal Constitucional

  • El Rey ve «indispensable» el respeto a las resoluciones judiciales para la democracia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Check Also

Brasil asegura que el sistema de salud de Venezuela “entró en colapso”

Según datos oficiales, entre 2015 y noviembre de 2018, 96.094 venezolanos se presentaron a…